1927- RUBÉN VALENTÍN- 2009. Por Juan Carlos Licari.

1927- RUBÉN VALENTÍN- 2009. Por Juan Carlos Licari.

by February 18, 2009 0 comments

El recuerdo de los grandes, por Juan Carlos Licari.

Duro. Fuerte. Todo un “quebracho” nacido y formado futbolísticamente, en “SU TALLERES”, enclavado en el bosque bellvillense.
Era considerado un “comodín”, confirmando una indudable capacidad, para desempeñarse en cualquier puesto en el campo de juego.
Con un empeño contagioso, su presencia estaba al servicio exclusivo de los intereses del equipo. Pese a que su juego carecía de pulimento, no por ello dejaba de ser tenido en cuenta.
Hacía gala de una voluntad, que permaneció intacta en toda su carrera futbolística, eso le permitía brindarse sin tregua. Todos, compañeros y rivales, sabían de su laborioso andar, según se trate de atacar o defender.

En los diferentes equipos que integró, desde aquel TALLERES BICAMPEÓN, 1948/1949, pasando por el campeonísimo UNIÓN DE MORRISON DE 1950, su paso interprovincial allá en SAN JUAN y los recordados seleccionados de la liga, donde fué titular indiscutido, desde 1948 al 1952, siempre se adaptó al sistema táctico que exponían.
Era un constante seguidor de todas, estaba tanto en la incisiva entrada en ataque, cómo rueda de auxilio de compromisos serios defensivos de sus compañeros.
No tenía términos medios, en todas y cada una de las ocasiones, donde la “redonda” le pasaba cerca, tomaba activa participación, era muy consciente de la función “ayuda”, en un trabajo incansable del “llamado peón de brega”, puesto que no sabía de pausas y menos de claudicaciones.
Entraba a jugar para ganar, nunca una aflojada que podía agrandar al rival, estaba lejos de un “chiche” o una “gozada”, pero si por el contrario, la recibía del rival, caía en un desequilibrio emocional “fatídico”, que le costó amonestaciones y expulsiones.
Nunca le rehuyó al choque, ni a las “fricciones”, era valiente, con una viveza de potrero auténtica, siempre era protagonista del clima de los partidos.
De pequeña contextura física, su innegable prodigalidad, lo inducía a tapar los arraques de los rivales, de allí su valorada presencia en los seleccionados, cómo refuerzo en clubes de la zona y fundamental en varios campeones ligueros, cómo aquel último logro de su exitosa carrera, en el TALLERES BELLVILLENSE de 1960, para un retiro triunfal y en su club que lo vió nacer y crecer futbolísticamente.
Detrás de un bajo perfil, de una definida parquedad, su modestia la consideraba una de sus virtudes, que lo acompañó durante toda su existencia.-
SU ESTILO SOLIDARIO Y ESE DON DE GENTE, ENVUELTO EN UNA HUMILDAD PERMANENTE, NOS LLEVÓ A ESTE AFECTUOSO Y SENTIDO RECUERDO, ELEVANDO UNA ORACIÓN POR SU ETERNO DESCANSO JUNTO A DIOS.-

En la foto, el seleccionado de la LIGA, que el 5 de setiembre de 1948, jugó la final de la PROVINCIA,  en la cancha del CLUB BELL. perdiendo contra Córdoba por 0/1 .
 Allí el fallecido RUBÉN VALENTIN ES EL SEGUNDO DE LOS AGACHADOS, HABRA JUGADO DE 8-INSIDER DERECHO- le decían a esa posición.

 
                                                                                J U A N.

Juan Carlos Licari, especial para Diario Marca.

-

No Comments so far

Jump into a conversation

No Comments Yet!

You can be the one to start a conversation.

Your data will be safe!Your e-mail address will not be published. Also other data will not be shared with third person.